Mostly Sunny

5°C

New York

Hs.
Viernes, 29 Enero 2021 01:54

La pandemia expone la profunda brecha digital en Reino Unido y dificulta las clases en línea

Majid Othman tiene dieciocho años y espera estudiar ingeniería bioquímica en septiembre, pero el confinamiento le ha planteado nuevos retos. Uno de los mayores es el acceso a su clase virtual. Con un ordenador compartido entre tres hermanos, sólo puede asistir a una parte de sus clases. Esto ha afectado su rendimiento académico y su salud mental.

"Es un poco vergonzoso porque los profesores no paran de enviarme correos electrónicos diciendo que estoy atrasado con mis trabajos y demás, pero cuando estaba en la universidad nunca estuve atrasado con mis deberes. Así que es como si los profesores pensaran que soy perezoso o algo así, pero en realidad no lo soy", contó el joven.

Esta escuela primaria llamada Heath Mount, ubicada en el centro de Birmingham (Reino Unido), se ha convertido en un faro para las familias de escasos recursos que se van quedando atrás en la era digital. Hafsha y Salim Shaikh, es una pareja que ha aportado ordenadores a la escuela, ya que dicen estar preocupados por aquellos que no tienen acceso a la tecnología.

Algunas de estas comunidades están sumidas en la pobreza, la mayoría de los padres no tiene un buen nivel de inglés. En esta comunidad, los niveles de alfabetización son muy bajos e inmediatamente pensamos en el impacto que la pandemia tendría, no solo en los niños y su aprendizaje, sino también en cómo los padres van a hacer frente a ella, señaló Hafsha Shaikh, directora de la empresa de equipos electrónicos, SmartLyte.

Los confinamientos han sacado a la luz la profunda brecha digital que existe en Reino Unido. Se calcula que 1,9 millones de hogares no tienen acceso a Internet y 11,9 millones carecen de los conocimientos que el gobierno considera esenciales para conectarse. Aquí, en el centro de Birmingham, las familias han sufrido, muchos han tenido que escoger entre comer o pagar un plan de datos para conectarse a internet.

El acceso a la educación en línea es sólo una parte de la brecha digital. El gobierno afirma que ha distribuido 1,3 millones de dispositivos electrónicos, pero muchos estudiantes desfavorecidos siguen esperando. Con la incertidumbre sobre cuándo volverán a abrir las escuelas en Inglaterra, los padres se ven sometidos a una intensa presión para conectarse a Internet.

INSTAGRAM 

Programa Columna 2
Programa Columna 1
Programa Columna 3
Programa Columna 5
Espacio Publicitario

Social Media - Destacados

® HOUSERADIO, Todo los derechos reservados.